entretenimiento

Un juez a lo Charles Laughton, y Colin Firth con Stanley Tucci

Un magistrado a lo Charles Laughton, y Colin Firth con Stanley Tucci
#magistrado #Charles #Laughton #Colin #Firth #con #Stanley #Tucci

Oti Rodríguez MarchanteOti Rodríguez Marchante

La representación del cine gachupin en la Sección Oficial a competición por la Concha de Oro no es caudalosa, como otros abriles, y se ha ceñido a dos títulos, «Akelarre», dirigido por el argentino Pablo Agüero, y el que se acaba de programar, «Sala del Supremo 3H», de Antonio Méndez Esparza, madrileño que cinematográficamente opera en los Estados Unidos. Es un documental a cámara plantada en el Tribunal de Tribu Unificado en Florida, en el que un salomónico magistrado va resolviendo casos de padres que están acusados de exageración, desamparo o negligencia de sus hijos y se encuentran en el trance de perder la país potestad frente a las familias de acogida.

La cámara de Esparza asiste como refrendador a muchos de estos casos y observa y transmite los dramas y conflictos, circunstancias y hechos, sin al punto que pestañeo, como el espectador. Los hay de todo tipo y condición, aunque generalmente unidos por la adversidad, la pobreza y los estragos de la droga. El montaje es ágil y, a pesar de que el muestrario es reiterativo, las historias que forman el argumento tienen la pegada emocional de lo auténtico.

Momentos duros y sentimentales, como algún traspaso de bebé de manos de su mama natural a su mama de acogida, o al revés… Las interpretaciones, en sinceridad, no son tales, aunque algunos de los «personajes» reales, y especialmente el magistrado, que es un paladín de las buenas maneras y las buenas palabras, admisiblemente se merece un división entre los que optan al premio de interpretación, aunque dárselo sería un escándalo para la judicatura. Una interpretación de magistrado que no la mejoría Charles Laughton.

Interpretación

Pero, la interpretación, tal y como la concebimos en las ficciones del cine, la trajeron al Festival dos actores como Colin Firth y Stanley Tucci, protagonistas de la otra película que compite por la Concha de Oro, «Supernova», de Harry Macqueen. Interpretan a una pareja de amplio trayecto, uno músico y otro escritor, que hacen un crepuscular alucinación con aromas de despedida porque a uno de ellos, Stanley Tucci, le diagnosticaron alzheimer hace tiempo y empieza ya a descender rápidamente los peldaños en torno a la alejamiento.

El director no se plantea tocar otras teclas que las de la musicalidad y conduce a sus personajes por territorios cálidos de sexo y comprensión, los reúne con familiares y amigos, les permite transmitir flor y nata, sentimientos y tino, y colocar sentido del humor y alguna que otra frase que pide mármol… Lo espinoso de la trama se ve venir, pero al punto que molesta porque son dos actores tan notables que en todo momento se sabe que están interpretando…, lo que no se sabe del todo es si eso es bueno o malo. «Supernova» es una película que rezuma sensibilidad y estilo, que toca incluso con descaro fibras emotivas, aunque uno tiene la impresión de que esa misma historia contada así, pero en vez de con una relación entre hombres que se quieren fuera entre un hombre y una mujer, probablemente se vería como poco blandito y cursilón.

Ver los
comentarios

#magistrado #Charles #Laughton #Colin #Firth #con #Stanley #Tucci

Leave a Comment