entretenimiento

Un «Emperador» de categoría en la primera corrida de la gira de la reconstrucción en Cabra

Un «Emperador» de categoría en la primera corrida de la expedición de la reconstrucción en Chiva
#Emperador #categoría #primera #corrida #expedición #reconstrucción #Chiva

TechnoMiz

Comienza la emplazamiento expedición de la reconstrucción de la tauromaquia, presentada ayer, cuando al punto que faltaban 24 horas para su puesta en marcha.

La primera cita es en Chiva (Córdoba), donde se anuncian una corrida de cuatro toros de Santiago Domecq para Manuel Escribano y Román.

Abre plaza Escribano, que se luce con el capote con un agradable primero, que empuja en el heroína y abre las puertas del callejón. Tras un aplaudido tercio de banderillas por el escaso manifiesto -el extensión permitido- y un parabién a Espartaco padre, comienza una aseada y dispuesta mala pasada con un animal nobilísimo. Tras la estocada poco desprendida, corta una oreja con petición de otra.

Román prologa su mala pasada con ayudados por detención al segundo, que pierde las manos cuando le herido la soporte. El toro embiste con prontitud y obedece a los toques del valioso valenciano. Por el izquierdo deja unos buenos naturales. Cuando el toro escarba, improvisa una espaldina y continúa luego con la siniestra con un ejemplar que «sirve». Pincha Román. Ovación para el toro y saludos del torero.

Sale Contento, más detención que sus hermanos, al que Escribano besalamano con bonitos lances y se muestra con muchas ganas con el buen toro, luciendo repertorio, rematada de estocada. Oreja con petición de otra.

Ya está el posterior en la arena, cuarto de la tarde, Emperador de nombre y con hechuras para embestir. Román lo recibe con lances rodilla en tierra. Chapurra interviene en un atún y clásico quiebro. Le da distancia el valenciano y este Emperador galopa. El irritado embiste divinamente, con una categoría superior. Hace el avión en la soporte, con el hocico lamiendo la arena. Extraordinario el ejemplar de Santiago Domecq y muy entregado el torero, luciendo al toro en la distancia. En el pase de pecho, el toro le engancha la soporte, pierde pie, lo prende por el fajín y le pega unos derrotes feísimos en la arena. Continúa deseoso el matador, con el animal ya a menos, pero humillando siempre. Se tira a matar y corta dos orejas.

Ver los
comentarios

#Emperador #categoría #primera #corrida #expedición #reconstrucción #Chiva

Leave a Comment