entretenimiento

Triunfo rotundo de Sergio Serrano en Manzanares

Triunfo decidido de Sergio Serrano en Manzanares
#Triunfo #decidido #Sergio #Serrano #Manzanares

Andrés Amorós

Manzanares conserva el conmemoración de Ignacio Sánchez Mejías, símbolo mayor de la unión de los toros y la civilización. (Allí acompañé yo a Alfredito Corrochano, que había toreado con Ignacio aquella tarde trágica, en su emocionada dorso a ese coso). Ponce y Curro Díaz cortan una oreja; Sergio Serrano, decidido triunfador, cuatro y rabo. Los toros de Las Monjas, de origen Jandilla, dan equipo desigual; destaca el posterior, premiado con la dorso al ruedo.

Enrique Ponce es el que está toreando más, este año. El primero es generoso pero flojo; como tantas tardes, ha de cuidarlo. El trasteo es dócil, suave, estético, sin emoción. Como apostar al toro con ingenio pero con muy poco toro. Estocada corta: oreja. Se suerte con el cuarto, que, a posteriori de un esforzado puyazo, se acaba; queda corto y parado, no da posibilidad alguna. Mata con diplomacia, no proporcionadamente.

Ésta es la primera corrida que torea Curro Díaz, este año. El segundo sale alegre, mece el capote con distinción Curro, pero el toro cae en banderillas y se viene debajo. (Es inoportuno un cante flamenco, cuando no hay labor). Como una soda, decían antiguamente. Mata mal. El botellín flojea y se da una voltereta, pega cabezazos. Curro le saco, con esfuerzo, algunos naturales de mérito. Acaba sufriendo una esforzado voltereta, con varios derrotes: sale con la taleguilla rota pero parece que no va herido. Estocada: oreja.

Hace precisamente un año, en Las Ventas, nos dejó excelente impresión el albaceteño Sergio Serrano, frente a un difícil Saltillo, aunque ha toreado poco. Esta tarde, con televisión, es su oportunidad. Brinda a Manuel Amador el tercero, que repite, y se entrega del todo, de pie y de rodillas, ligando series con mando y temple. Mata trasero: dos orejas. Al posterior, andarín, incierto, lo ahorma proporcionadamente con un puyazo el gran Tito Sandoval. Sergio, muy firme, lo mete en la apoyo, logra una labor que pocos esperaban, culminada con series de naturales mandones, que ponen al divulgado en pie. (Muchos llegan a pedir el indulto, con clara exageración. Acierta el presidente al negarlo). Mata con osadía: dos orejas y rabo, dorso al ruedo al toro.

Ha revalidado Sergio Serrano la gran impresión que dejó en Madrid. Su triunfo ha sido decidido. En el ruedo donde cayó Sánchez Mejías, ha mostrado que la entrega y el valía, yuxtapuesto al oficio, siguen siendo la almohadilla del toreo.

Ver los
comentarios

#Triunfo #decidido #Sergio #Serrano #Manzanares

Leave a Comment