entretenimiento

Oti Rodríguez Marchante: Crítica de «Akelarre»: Caza de brujas

Oti Rodríguez Marchante: Crítica de «Akelarre»: Caza de brujas
#Oti #Rodríguez #Marchante #Crítica #Akelarre #Caza #brujas

Oti Rodríguez Marchante

El director argentino Pablo Agüero afronta este relato sobre brujas e inquisidores, con la entorno de resaca del Medievo y situado en una zona del País Vasco. La historia, en modo de parábola, cuenta la dramática situación en una pueblo cuando llegan los notarios del Rey y de la Iglesia y acusan a un corro de niñas de practicar la brujería. Filmada con regusto visual y con una entorno opresiva de chiquero, indagaciones y tortura, la narración a ritmo diésel toma positivamente cuerpo en su segunda fracción, con los personajes ya instalados en su cliché y con la intriga y la tragedia puestas de puntillas para adueñarse de la trama.

Es una película que va claramente de menos a más, y que se beneficia del despertar del guion cuando cogen sus riendas una de las chicas acusadas y el enjuiciador encargado de su causa, papeles que interpretan con enorme sugerencia y doblez la novicio Amaia Aberasturi y el ambiguo y esotérico Álex Brendemühl. Un demoníaco sentido del humor y un aterrador desconcierto en presencia de la relación oscura y seductora entre víctimas y verdugos le da potencia y profundidad (incluso un toque feminista y un ambiente simbólico a lo que hoy vemos o padecemos como persecución y caza de brujas) a esta película que, entre claroscuros, pretende o parece que pretende, tensar una cuerda entre el ahora y el entonces.

Oti Rodríguez MarchanteOti Rodríguez MarchanteRedactorOti Rodríguez Marchante

Ver los
comentarios

#Oti #Rodríguez #Marchante #Crítica #Akelarre #Caza #brujas

Leave a Comment