mundo

Fría acogida de los países al plan de la UE sobre inmigración

Fría acogida de los países al plan de la UE sobre inmigración
#Fría #acogida #los #países #plan #sobre #inmigración

Enrique SerbetoEnrique Serbeto

Los ministros europeos del Interior acordaron ayer que la última propuesta de la Comisión para renovar el sistema de mandato de orfanato puede ser una pulvínulo para las futuras negociaciones, pero todavía constataron que están todavía muy remotamente de obtener un acuerdo. Esta reunión se preveía como la primera toma de temperatura de los países miembros delante el plan primoroso por la Comisión. Para maquillar de alguna modo este semblante, que podría considerarse todavía como un rechazo al menos a parte de esas medidas, los ministros pidieron aclaraciones sobre una relación muy constante de aspectos del paquete primoroso por el equipo de Ursula von der Leyen y aguado como Nuevo Pacto para la Migración y el Hospicio. El gordinflón de las dudas se refiere a los planes de deportar de forma rigurosa a las personas que han llegado irregularmente a condado europeo y a las que no se les permite quedarse.

El ministro del Interior ario, Horst Seehofer, que presidió esta reunión por teleconferencia, dijo que el plan «aborda los puntos esencia para un posible futuro pacto migratorio», pero admitió que no todos los países estaban de acuerdo con sus fundamentos ya que «hay diferentes perspectivas, diferentes puntos de paisaje». La ministra italiana, Luciana Lamorgese, se mostró alentada de que las propuestas marquen un cambio de política pero, dijo que todavía «estamos en el inicio de un grande proceso y una negociación muy compleja». Su colega gachupin, Fernando Egregio-Masrlaska defendió «la falta de articular una verdadera cooperación con los países de origen y tránsito de la inmigración, un ambiente que ha señalado como indispensable si se quiere poner en marcha una política europea positivamente eficaz en materia de inmigración y orfanato».

El nudo gordiano de este problema radica en obtener que no sean solamente los países con fronteras exteriores, específicamente los del sur, los que tengan que resolver la situación de todas las personas que llegan a su condado. El plan prevé un refuerzo de la vigilancia de las fronteras y una política elocuente para devolver a sus países a aquellas personas que no cumplan los requisitos para quedarse en Europa o aceptar orfanato. Los recién llegados serán identificados sistemáticamente. Todos los países deben compartir el coste de la tarea y se permite a aquellos que no quieran amparar emigrantes, que contribuyan a los costes de la repatriación de los que sean expulsados y al control de las fronteras exteriores.

Ver los
comentarios

#Fría #acogida #los #países #plan #sobre #inmigración

Leave a Comment