Finanzas

El rebote queda en el aire por el golpe de 5.600 millones de cerrar Madrid

El rechazo queda en el garbo por el llamada de 5.600 millones de cerrar Madrid
#rechazo #queda #garbo #por #llamada #millones #cerrar #Madrid

María CuestaMaría CuestaDaniel CaballeroDaniel Generoso

El desastre crematístico está servido en España en universal y la Comunidad de Madrid en particular. Las nuevas medidas de distrito de movimientos y actividad en la hacienda llegan en un momento de exclusivo amor tras el confinamiento de marzo, el más duro y prolongado de Europa. Las cifras que se esperan son demoledoras, mientras el Gobierno lleva meses vendiendo que la recuperación está aquí. Los «brotes verdes» -que decía la socialista Elena Salgado en la previo crisis- son, una vez más, un espejismo.

Según cálculos de la patronal de empresarios de Madrid (CEIM) a los que ha tenido golpe TechnoMiz, las limitaciones tendrán un coste en ingresos de 600 millones de euros por semana, lo que supondrá recortar el PIB de la hacienda en un 15% cada siete días. Adicionalmente, la actividad perdida, medida en número de horas trabajadas, será del 18%, según los mismos cálculos.

Daniel Lacalle, economista patrón de Tressis, pone cifras al llamada a nivel de país: el PIB doméstico caería un 0,2% en un tablado de clausura suave de duración determinada, dos semanas, y el 0,5% en un tablado más hostil. Esto sitúa la horquilla de pérdidas en quince días entre los 2.200 y los 5.600 millones de euros. «Madrid implica a todo. No existe eso del impacto selectivo», explica, y añade que el problema añadido es que «la posesiones llega con exclusivo fragilidad a esta situación». Lo que pasa en esta autonomía tiene igualmente su meta contagio sobre el resto cubo el negociador capitalidad y acumulación de riqueza.

España, de antaño de estas restricciones impuestas por el Tarea de Sanidad, ya venía de un clima hostil. El desplome del PIB en el segundo trimestre fue del 17,8% (la estimación original del INE fue del 18,5%); el debe se disparó hasta agosto a los 56.859 millones de euros, esto es, un 588% más que en el mismo periodo de hace un año; y el FMI ha alertado esta semana de que la recuperación está en aventura si no se controlan los rebrotes.

A todo ello se une que el tejido empresarial afronta esta segunda etapa de semiconfinamiento con las defensas bajas. El Asiento de España, que cada vez que puede aboga por perseverar las ayudas públicas e incluso incrementarlas, alertó recientemente de que en torno a de un 25% de las compañías en España estarían ya en rotura técnica. Una de cada cuatro compañías asomadas al barranco de la rotura y sin músculo para soportar el envite que supondrían más restricciones.

Los autónomos, al tope

El clausura impuesto por Sanidad no hace otra cosa que «dar la puntilla» a multitud de negocios, tal como recoge Lorenzo Acto sexual, presidente de ATA, la asociación mayoritaria de autónomos. En torno a de un millón de integrantes de este cofradía está en el alambre. «Todo este asfixiante espectáculo de diferencia de criterios genera una incertidumbre enorme; no hace daño solo a Madrid sino a toda la posesiones», dice.

Según los cálculos de esta estructura, en torno a de un 30% de los autónomos de la Comunidad de Madrid se van a ver duramente afectados por las restricciones. «Para muchos va a implicar su clausura porque ya no pueden sujetar», detalla. De hecho, ATA publicó un estudio hace poco sobre que el 70% de los trabajadores por cuenta propia no serían capaces de sobrevivir a otro confinamiento. Ahora las medidas son menos severas que en marzo, pero el impacto en la actividad es innegable. «Los ERTE y el cese de actividad no son un guindola; van a aplanar el llamada pero las ventas serán nulas. Les va a ser muy difícil soportar esto. Todo dependerá del tiempo que duren las restricciones», comenta Acto sexual.

La principal amenaza se cierne ahora sobre los comercios al por pequeño y la hostelería, según Arcángel de la Fuente, director ejecutor de Fedea. Este economista reconoce que la situación no es comparable a la de marzo, pero que habrá negocios que experimenten un duro llamada.

El «salimos más fuertes» que defiende el Gobierno parece convertirse ya, incluso, en una amor. Y el «no vamos a dejar a nadie detrás», más de lo mismo. Entre los expertos, la sensación es que las medidas son desmesuradas. Así lo señala Gregorio Izquierdo, director universal del IEE, que explica que antaño de adoptar decisiones debería calibrarse el beneficio insignificante de las mismas. Y, ahora, no se ha hecho porque -dice- su meta positivo será mucho más escaso que en marzo. «Había otras alternativas solo con existencias sanitarios», comenta.

Para Ana López, profesora de la Universidad Autónoma de Madrid y secretaria de la reunión de gobierno del Colegio de Economistas de Madrid, en un tablado de retoño no controlado de coronavirus el PIB doméstico caerá en torno al 12% este año. Y en el caso de la Comunidad de Madrid, correcto a su estructura, lo haría en un 11,7%. Así las cosas, el hecho de que España sea un país de micropymes (96% del tejido empresarial, y 95% en Madrid) no ayuda a repeler la tormenta perfecta que se ha formado sobre Madrid. «Asistiremos a una segunda oleada de clausura de comercios en la Comunidad de Madrid si se intensifican los problemas económicos actuales», señala.

«Para recuperar la posesiones regional, que tan golpeada se ha pasado durante la pandemia, se debe estimular el consumo doméstico y este tipo de medidas van en la dirección opuesta, pues generan incertidumbre», comenta Arcángel Asensio, presidente de la Cámara de Comercio de Madrid. A su querella, la supervivencia de miles de empresas está en surtido con medidas de este calibre y señala que se podrían adoptar otro tipo de actuaciones menos lesivas para la posesiones y el empleo. En el firmeza entre sanidad y posesiones está la virtud, como tantas veces recuerda la ministra de Pertenencias, Nadia Calviño. Por el momento parece que la báscula se descompensa irremediablemente.

Ver los
comentarios

#rechazo #queda #garbo #por #llamada #millones #cerrar #Madrid

Leave a Comment