entretenimiento

El hábito sí hace al monje

El rutina sí hace al anacoreta
#rutina #sí #hace #anacoreta

Oti Rodríguez MarchanteOti Rodríguez Marchante

En ligera sintonía temática y cinematográfica con Pawel Pawlikowski (el asombroso director de «Ida» y de «Cold War»), el incluso polaco Jan Komasa sorprendió el pasado año con esta película que estuvo a las puertas del Oscar a la mejor en lenguaje extranjera. Se estrena ahora, poco acullá de cuando las salas le eran más propicias, pero conviene no perdérsela. Jan Komasa palabra en ella de la multitud, la convivencia y la religión, y toma como centro de observación a un muchacha (Daniel) que sale de un centro de detención educativo que lo ha «transformado», quiere ser sacerdote a pesar de sus informes penales y, en presencia de la imposibilidad de ello, se hace acaecer por cura en una pequeña villa.

La gran doblez de su argumento y las fuerzas internas y antagónicas que tiran de él requerían de dos rudimentos imprescindibles: precisión visual en lo narrativo y un protagonista capaz de transmitir verdad y disimulo a la vez. El director baranda visualmente la medio equívoca de su trama y su protagonista, Bartosz Bielenia, es un portento en la transmisión de potencia y mensajes antagónicos, contrapuestos y reales. Hasta el punto de que es espectador siente en él ese trayecto confuso entre el conflicto del admisiblemente y el mal. «Corpus Christie» aliña la carga religiosa contemporáneo con el peso de su suceso trágico ocurrido en el pueblo, lo cual da pie a que la historia y su protagonista «pastor» sondeen sobre los modos de existir la religión y sus advertencias sobre el perdón, la reconciliación y el apego. El tosco plano final es un certero aguijonazo y un órdago a la decano.

Ver los
comentarios

#rutina #sí #hace #anacoreta

Leave a Comment