Tecnología

Diez cosas que debes saber sobre el asteroide de la resurrección

Diez cosas que debes enterarse sobre el asteroide de la resurrección
#Diez #cosas #debes #enterarse #sobre #asteroide #resurrección

TechnoMiz Ciencia

OSIRIS-REx, la primera delegación de la NASA para congregar y devolver a la Tierra una muestra de un antiguo asteroide, llegará esta incertidumbre a su momento más emocionante. Cuando ya sea la amanecer del miércoles en España, la nave intentará robar al menos 60 gramos y hasta 2 kilos de material de la roca, citación Bennu. Promete ser la longevo cantidad de material extraterrestre traída del espacio desde la era Apolo. Esto es lo que la agencia espacial estadounidense ya sabe sobre el asteroide:

Es muy umbrío

Bennu está clasificado como un asteroide de tipo B, lo que significa que contiene una gran cantidad de carbono. Por ese motivo, su superficie refleja muy poco la luz, en torno a del 4% de la que lo golpea. Por el contrario, el planeta más brillante del sistema solar, Hermosura, refleja en torno a del 65% de la luz solar entrante, y la Tierra refleja, el 30%.

Es muy antiguo

Bennu es muy primitivo. Se formó en los primeros 10 millones de primaveras de la historia de nuestro sistema solar, hace más de 4.500 millones de primaveras. Probablemente nació en el cinturón principal de asteroides entre Marte y Júpiter, pero gracias al impacto Yarkovsky, el activo empujón provocado por el calor de la luz solar que golpea al asteroide, y los tirones gravitacionales de otros cuerpos celestes, se ha acercado cada vez más a la Tierra.

Asteroide Bennu
Asteroide Bennu – NASA / Goddard / University of Arizona

Es una pila de escombros

Bennu está hecho de muchos pedazos de escombros rocosos que la dificultad comprimió. Los investigadores creen que surgió de un asteroide mucho más espacioso, de unos 100 km de pancho. Tan parada como el Empire State Building, pudo fusionarse en unas pocas semanas. Por en el interior, el asteroide está harto de agujeros: del 20 al 40 por ciento de su convexidad es espacio vano. Corre el peligro de separarse si comienza a virar mucho más rápido o si interactúa demasiado con un cuerpo planetario.

Puede atender el intriga de la vida

Correcto a que es tan antiguo, Bennu podría estar hecho de material que contiene moléculas que estaban presentes cuando se formó la vida por primera vez en la Tierra. Gracias a la muestra que tomará OSIRIS-REx, los científicos investigarán qué papel jugaron los asteroides ricos en materia orgánica en el origen de la vida en nuestro planeta.

Puede contener platino y oro

Es probable que Bennu sea rico en platino y oro. Estudiarlo informará a los científicos sobre la posibilidad de usar los asteroides industrialmente, en circunstancia de los fortuna finitos de la Tierra, durante la exploración y los viajes en el espacio. Por otra parte, es probable que el agua sea el expediente más importante en Bennu. El agua (dos átomos de hidrógeno unidos a un átomo de oxígeno) puede estar de moda para copear o separarse en sus componentes para obtener donaire respirable y combustible para cohetes. Cubo el parada coste de transportar material al espacio, sería muy importante que los astronautas pudieran extraer agua de un asteroide como soporte animoso y combustible.

La luz solar puede cambiar su trayectoria

El banda de Bennu que mira al Sol se calienta con la luz solar, pero un día en Bennu dura solo 4 horas y 17,8 minutos, por lo que la parte de la superficie que mira al Sol cambia constantemente. A medida que Bennu continúa girando, expulsa este calor, lo que le da al asteroide un pequeño empujón en torno a el Sol de aproximadamente 0,29 kilómetros por año, cambiando su esfera.

Puede impactar contra la Tierra

Bennu está clasificado como potencialmente peligroso. Entre los primaveras 2175 y 2199, la posibilidad de que Bennu impacte contra nosotros es de 1 en 2700. Es muy pequeña, pero los científicos quieren seguir la trayectoria de la roca por seguridad. Refinarán sus predicciones con la medición del impacto Yarkovsky por OSIRIS-REx y con futuras observaciones.

Es más rocoso de lo que se creía

Las primeras observaciones realizadas en la Tierra sugirieron que Bennu tenía una superficie mújol compuestas por pequeñas partículas de menos de un par de centímetros como mayor. A medida que OSIRIS-REx pudo tomar fotografías con una resolución más incorporación, se hizo evidente que tomar muestras de Bennu sería mucho más peligroso de lo que se creía anteriormente: nuevas imágenes de la superficie de Bennu muestran que está cubierta principalmente de rocas masivas. OSIRIS-REx fue diseñado para navegar en el interior de un dominio en Bennu de aproximadamente el tamaño de un parking con 100 espacios. Ahora, debe maniobrar hasta un circunstancia seguro en la superficie rocosa de Bennu en el interior de una zona en la que no cabrían más que cinco automóviles estacionados.

Tiene el nombre de una titán egipcia

Bennu fue mojado en 2013 por un chico de 9 primaveras de Carolina del Septentrión (EE.UU.) que ganó una competición para poner nombre al asteroide. El pequeño, Michael Puzio, sugirió que el bienhechor y los paneles solares de la nave espacial se asemejaban al cuello y las alas en las ilustraciones de una antigua titán egipcia citación Bennu, representada como una garzón positivo. Los egipcios vinculaban a Bennu con el Sol, la creación y el renacimiento, y era el símbolo viviente de Osiris, dios de la crimen y la resurrección. El mito de Bennu se adapta al propio asteroide, legado que es un objeto primitivo que se remonta a la creación del Sistema Solar.

Escupe rocas al espacio

La cámara de navegación de la nave espacial observó que Bennu arrojaba chorros de partículas un par de veces a la semana, una irregularidad. La luz solar puede romper rocas en su superficie, donde tienen pedazos de otro asteroide esparcidos.

Ver los
comentarios

#Diez #cosas #debes #enterarse #sobre #asteroide #resurrección

Leave a Comment