Finanzas

ACS cambia de rumbo para centrarse en las infraestructuras

ACS cambia de rumbo para centrarse en las infraestructuras
#ACS #cambia #rumbo #para #centrarse #las #infraestructuras

Guillermo GinésGuillermo Ginés

Llamada de timón en ACS. El clan ha puesto a la traspaso la anciano parte de su división industrial, un segmento donde está integrada la sortija de la corona, Cobra. Una osadía ha llamado la atención de la francesa Vinci, que ya ha presentado una ofrecimiento no vinculante de 5.200 millones de euros. La propia ACS ha obligado la proposición en un comunicado remitido a la CNMV en el que aseguraba que «esta propuesta ha sido examinada por el consejo de sucursal, que ha decidido continuar las negociaciones».

Las conversaciones entre ambas partes, adelantadas por «Cinco Días» están luego adecuadamente encauzadas, aunque aún no han llegado a buen puerto. Si finalmente lo hacen, deberán contar con el pasado bueno de las autoridades de competencia. El mercado ha aplaudido la operación y las acciones de ACS se dispararon un 25,85%, hasta los 23,42 euros por título.

La traspaso incluiría, adicionalmente de las actividades de ingeniería y obras, las participaciones en ocho concesiones y proyectos principalmente de energía, así como la plataforma de progreso de nuevos proyectos en el sector de energía renovable. Eso sí, quedarían fuera Zero-E (creada el pasado año y que concentra la cartera de activos renovables del clan) y 15 concesiones, según el comunicado remitido por ACS a la CNMV. De los 5.200 millones ofrecidos por Vinci, 2.800 vendrían en metálico. El resto se podrían compensar con acciones, lo que convertiría a la multinacional española en uno de los grandes accionistas del clan francés.

La división industrial contaba a candado de 2019 con una número de negocio cercana a los 6.300 millones. Es la rama de la empresa que se dedica al progreso, mantenimiento y operación de infraestructuras energéticas, industriales y de movilidad y está sostenida por dos compañías: Cobra y Dragados Industrial. La primera ha convertido a ACS en una relato en el negocio de los servicios a «utilities». Fundada en 1948, Cobra se ha especializado en el mercado de las energías renovables, donde se ha convertido en un coloso del sector.

Refuerzo contra el Covid-19

Con la puesta a la traspaso de la división industrial, ACS se enfocaría en el negocio de las infraestructuras. Una revés a los orígenes de la compañía, que se acaba de otorgar la construcción de la nueva terminal del aeropuerto de San Diego (Estados Unidos) por casi 2.000 millones de euros.

En el ámbito financiero, la traspaso permitiría dominar la deuda, que había crecido en la primera parte del año por el cuota de una serie de obligaciones provocadas por la salida de su filial australiana, Cimic, de Oriente Medio. Adicionalmente, supone un balón de oxígeno para la dirección del clan, que ha sufrido el impacto del coronavirus. El hecho de que Vinci ofrezca 2.800 millones ya en metálico es toda una exposición de intenciones.

Ver los
comentarios

#ACS #cambia #rumbo #para #centrarse #las #infraestructuras

Leave a Comment